Mi reconciliación con el coaching

mi reconciliacion con el coaching

Mi reconciliacion con el coaching, sabía que algún día lo haría, y creo que ya llegó el momento.

Creo que mi primer contacto con el coaching data de 2007-2008 . Por aquel entonces vivíamos en Huelva. Daba vueltas a como impulsar y ayudar a desarrollar el talento de las personas dentro de las empresas. Había leído Inteligencia Emocional de Daniel Goleman, Los 7 hábitos de las personas altamente efectiva de Stephen Covey, La Quinta Disciplina de Peter Senge. Y quería llevar todo eso al mundo de la empresa aunque no tenía muy claro como hacerlo…

Hasta que el coaching entró en mi vida, no recuerdo muy bien como sucedió, fue como esos momentos  serendipity. Aparecio Talane Miedanner con su libro Coaching para el éxito. Apareció mi máster de Gestión del Talento y Coaching en Madrid y justo el día que fui a mi primera clase del máster, Talane Miedanner daba una charla en Madrid y alli que fui. Todo parecía que iba encajando.  Durante un tiempo lo del coaching sonaba casi a chino. Y de pronto, el coaching parecía que estaba en la boca de todo el mundo y al tiempo había mucha confusión. Para todo se podía utilizar un coach. Y es cierto que las funciones de un buen coach suelen ser muy positivas y rentables , pero sentí que las funciones de un coach estaban muy confundidas y que podían dar lugar a muchas confuciones.

Aparqué la palabra y seguí trabajando. Usaba herramientas del coaching, que son muy prácticas, didácticas , aplicables, sencillas y pueden ayudar mucho a personas que estén en un momento de cambio, pero me alejé de la palabra

Y aunque creo que se pasó esa moda y que la palabra coach ha ido recuperando  el puesto que se merece como una herramientas para potenciar el talento, para lobrar objetivos y mejorar resultados yo había dejado de usarla a la hora de presentarme.

Pero resulta que en breve comienzo un proceso de cambio o de coaching con una empresa. 7 sesiones para impulsar cambios e innovación. Y sí, me han pedido un PROCESO DE COACHING tal cual.

Al comenzar a prepararla decidí que lo primero que voy a hacer es explicar  lo que es el coaching: de dónde surge, como funciona y me fui a una charla en la cual tuve que hablar de Coaching Familiar en la Real Sociedad Económica de Amigos del Pais en Tenerife.

Tambien hice lo mismo, explicar que es el coaching. Aunque ahora me cogió de otra manera. Recuerdo hablar de Tom Ferris, del juego interior, de como se había unido con John Whitmore, como los 2 habían hecho sus investigaciones, habían observado que cada persona podía ir más lejos, desarrollando  su talento y el  potencial que lleva en su interior. Y si una persona logra ir más allá de lo que piensa que son sus límites, la empresa donde trabaja tambien lo hace. Por eso , las empresas que realizan procesos de coaching encuentran una tasa de retorno de la inversión que hacen tan alta.

He vuelto  a releer el libro de “Coaching” de John Whitmore,  : ” el método para mejorar el rendimiento de las personas“. El coaching es eso, un método. Un método de aprendizaje que te permite interiorizar en ti, buscar alternativas, diseñar objetivos, superar barreras ( fisícas y mentales) , aprender, crecer de una forma consciente y responsable. No busca arreglar errores pasados, sino crear posibilidades para el futuro, abrir ventanas para que cada persona construya el futuro que realemente quiere.

Mi reconciliación con el coaching se produjo al volver a su origen. Su significado, su fuerza, sus posibilidades. Y a queuin no le guste la palabra, será que no es para ella o para el , o no es su momento. Me reconfortó volver a las fuentes orginales, a esos que me inspiraron en un primer momento para realizar el trabajo con el que ahora tanto disfruto.

Gracias Tom, Stephen, Daniel, Talane, John. Gracias por vuestras investigaciones, por vuestro, trabajo, por esos libros que llegarona mi vida y me llevaron a crear mi trabajo. Espero contribuir a facilitar que las personas desarrollen al máximo todos su potencial.

 

 

Foto: Jeffrey Czum, Pexels

 

2 comentarios en “Mi reconciliación con el coaching”

  1. Coaching es un término que se ha prostituído quitándole su valor real. Yo que he pasado por un proceso de coaching y he estado muy cerca de esta disciplina sé que si se trabaja seriamente se pueden conseguir grandes logros y ayudar a la persona a lograr sus objetivos de cambio. Yo los logré y siempre estaré agradecida de haberme regalado la oportunidad de experimentarlo.
    Y sin duda, conociéndote, con tu trabajo ayudarás a tus clientes a que logren lo que se propongan.

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Ir arriba